A partir de 1996, quisimos entrar en las DO y la primera bodega fue la de Chantada, Vía Romana, que está certificada por Galicia Calidade vinculada a nuestro origen y por un crecimiento natural . Aquí la variedad madre es la Mencía”, explica el CEO de ViniGalicia, Juan Luis Méndez Rojo. FOTO REMITIDA POR VINIGALICIA.

Juan Luis Méndez Rojo, CEO de ViniGalicia: “Nosotros vamos de la mano de Galicia Calidade que nos ayuda en la construcción de nuestra marca”

Con un pie en cada una de las Denominaciones de Origen gallegas, ViniGalicia –empresa fundada en Chantada, Lugo, en plena Ribeira Sacra- compró y le dio una vuelta a la bodega que renombró como Terriña, Adega e Viñedos, su segunda bodega en Valdeorras.

“Cuando empezamos nuestra andadura [Dicen en su web: Nuestra historia empezó a escribirse en 1940 cuando Manuel Méndez y Maruja Otero fundan Casa Penouzos, un pequeño y entrañable establecimiento en Chantada dedicado a la hostelería y a la venta de vinos.] teníamos vinos sin Denominación de Origen. A partir de 1996, quisimos entrar en las DO y la primera bodega fue la de Chantada, Vía Romana, que está certificada por Galicia Calidade vinculada a nuestro origen y por un crecimiento natural . Aquí la variedad madre es la Mencía”, explica el CEO de ViniGalicia, Juan Luis Méndez Rojo.

“Cuando quisimos crecer deseamos una hermana y que mejor que la Godello. ¿Dónde buscamos? Donde mejor se iba a dar la Godello. Así en 2011 tuvimos la gran fortuna de poder adquirir una bodega que, en aquel momento, llevaba ya un tiempo cerrada por circunstancias. Se llamaba de otra manera. Le cambiamos el nombre y le dimos una vuelta. Hemos invertido mucho en esta bodega y creamos Terriña, Adega e Viñedos. Siempre con la motivación de ir creciendo en las DO, base de nuestro proyecto. Ahora llevamos 10 añitos en Valdeorras, en Petín, y…felicies”-

Además, en el año que acaban de cerrar, 2020, “la bodega de mayor crecimiento ha sido Terriña”.

CARÁCTER FAMILIAR

Esta empresa mantiene su origen familiar desde sus comienzos. De ahí el subtítulo de ViniGalica, Familia Bodeguera. Juan Luis Méndez Rojo es ya tercera generación. “La iniciaron mi abuelo y mi abuela, en Chantada. Tenían un mesón. Mi abuelo compraba vino por la zona y lo vendía en la provincia de Lugo. Este es nuestro origen bodeguero. Siempre lo decimos y lo llevamos en la sangre y disfrutamos mucho de nuestro negocio. Es un negocio a muy largo plazo y es nuestra vida. Gracias a Dios mi padre y mi madre viven y son los transformadores de pasar del negocio local al negocio nacional e internacional. Gozan de una gran salud…y, en su día a día, son una pieza clave en su ánimo y en su empuje”.

“Estamos ya en la tercera generación, representada por mí. Y con un equipo que me rodea fantástico, en todos los sentidos. Somos 57 personas ya en el equipo, de manera directa e indefinida”.

“La verdad es que estamos muy satisfechos de poder crear puestos de trabajo. Hemos crecido en el 2020 durante la pandemia. Es un negocio a largo plazo. Vivimos de esto. Y lo que estamos construyendo es para las siguientes generaciones…¡Lo tenemos claro!”.

“Estamos ya en la tercera generación, representada por mí. Y con un equipo que me rodea fantástico, en todos los sentidos. Somos 57 personas ya en el equipo, de manera directa e indefinida”. FOTO REMITIDA POR VINIGALICIA.

El legado de sus padres, Juan Luis Méndez lo sintetiza así: “Dos cosas claras, nos dieron raíces, origen; y nos animaron a pensar en grande. ¡Somos así! ¡Nos gusta! Y esto nos hace creer en Galicia y que no debemos pensar en pequeño. Yo utilizo siempre la misma frase: debemos pensar con humildad en que se puede llegar a muchos sitios”.

Ahora “estamos presentes en 22 países y seguimos creciendo. Creo que si pensásemos en pequeño, en local, nos pondríamos nosotros mismos unos límites que no deberíamos”.

“Mis padres siempre nos han apoyado. Incluso nos han permitido equivocarnos…Hemos cometido errores…pero yo creo que, en algún caso, ellos sabían que los íbamos a cometer…, para que aprendiéramos. Además, nos han dejado hacer…y eso es muy importante. Nuestros padres son nuestra motivación y yo se lo agradezco todos los días. Tengo la fortuna de que ellos lo disfrutan y que siguen a nuestro lado”.

GALICIA CALIDADE

Dos bodegas de ViniGalicia están certificadas por Galicia Calidade. “Para nosotros es algo básico, sobre todo a nivel nacional. Creo que muchas veces no nos damos cuenta en Galicia de la fuerza que tiene la marca Galcia Calidade, como marca paraguas y como marca de prestigio que llega al consumidor. Y nosotros estamos amparados en dos proyectos con Galicia Calidade. Esto nos permite una mejor creación de marca amparados por un reconocimiento nacional y que el consumidor –sin ser un especialista- sabe que es. Sin embargo no sucede igual en una certificación ISO o IFS que hay que conocerlas para entenderlas”.

Y añade: “Es una garantía estar en Galicia Calidade, te prestigia y nosotros estamos muy contentos”.

Y confiesa que en el momento en que pudieron hacerlo, esto es, certificarse en las dos bodegas, lo hicieron. “Primero en Vía Romana porque llevaba más tiempo y luego en Terriña. Por otra parte, acabamos de adquirir -hace menos de un año- otra bodega en Rías Baixas. Empezaremos las obras la semana que viene y, si todo va bien, el año que viene, cuando esté operativa, la certificaremos también en Galicia Calidade. Nosotros vamos de la mano de Galicia Calidade que nos ayuda en la construcción de nuestra marca”.

ESTRATEGIA COMERCIAL

En la bodega de Valdeorras, Terriña, ViniGalicia tiene una estrategia a nivel comercial a través del desarrollo de dos marcas, Verdes Castros y Mil Ríos, en defensa del canal al que van. Verdes Castros está enfocada al canal retail, canal de Alimentación. Mil Ríos está dirigida, exclusivamente, al canal HORECA. “Es una estrategia definida hace tres años -explica el CEO-Esto nos permite mimar las marcas en cada uno de los canales y que no las penalice competir entre canales. El incremento de ventas el año pasado nos confirma que la estrategia fue la correcta. Y, curiosamente, fuimos capaces de mantener las ventas, a pesar de los cierres de meses del canal HORECA. Con Mil Ríos no crecieron las ventas pero se mantuvieron. Esto nos confirma lo correcto de la estrategia, no mezclar las marcas para los distintos canales. Ambas marcas están en expansión de una manera diferente”.

A partir de 1996, quisimos entrar en las DO y la primera bodega fue la de Chantada, Vía Romana, que está certificada por Galicia Calidade vinculada a nuestro origen y por un crecimiento natural . Aquí la variedad madre es la Mencía”, explica el CEO de ViniGalicia, Juan Luis Méndez Rojo. FOTO REMITIDA POR VINIGALICIA.

Y sigue Méndez Rojo detallando la diferenciación, también a nivel vino. “En el caso de Verdes Castros buscamos la diferenciación un poco más generalista. Buscamos al consumidor de día a día; el consumidor que busca un vino para disfrutar, un vino fácil, no complejo, agradable y muy rico. Con Mil Ríos nos vamos a un vino más estructurado, más complejo, más de mesa de restaurante…algo diferente…porque cuando estás sentado en un restaurante ya buscas una cosa diferente”.

Y añade: “Los elaboramos ya así desde la viña. Trabajamos en viticultura buscando ese tipo de perfiles para los vinos y cuando los elaboras también tienes que saber a dónde vas. Así las dos marcas están perfiladas de esta manera, sabiendo a lo que va cada una”.

VÍA ROMANA

En cambio, Vía Romana es la única que comparte las dos estrategias, “porque fue nuestra primera bodega y es la única en la que compartimos las dos estrategias. Vía Romana es una marca más sólida, más construida…lleva más tiempo. Nació en el 98 con nuestra primera añada. Vamos a sacar ahora una nueva elaboración Do Camiño, un vino de guarda. Esta elaboración solo va para el canal HORECA. Sin embargo, Viña Romana comparte los dos canales, porque es muy conocida la marca y la gente la pide en los dos canales. Tiene un bagaje de veintitantos años y eso nos lo permite…Para el resto de las marcas, esto no se nos permite. Estamos muy contentos con no mezclar. Nuestra excepción, el Vía Romana”.

PROYECTOS

Como consecuencia de la actual pandemia, ViniGalicia ha tenido que rehacer su plan estratégico 20-23. “En el 20 cambió absolutamente todo y, en marzo, esperamos tenerlo todo terminado. Un plan 21-23, corto por la incertidumbre”, dice Méndez Rojo.

Pero encaran con este objetivo el futuro: “Nosotros queremos fortalecer posición en las DO gallegas. Estamos en tres de las cinco, aunque elaboramos en las cinco, también O Ribeiro y Monterrei. Es nuestra idea, nuestro sueño y trabajo. Nos llevará el tiempo que sea, pero conseguiremos estar presentes cien por cien en las cinco DO”.

Y además de “consolidar las marcas que tenemos en los dos canales, queremos diversificar…Estamos trabajando en Vía Romana con otras variedades autóctonas. No solo con las más populares, pueden ser la Mencía o la Godello. En el caso de Verdes Castros hemos elaborado también con Garnacha. Hay una Garnacha muy interesante en la comarca de Valdeorras. Este año en Vía Romana hemos elaborado con Brancellao. Estamos experimentando variedades en tinajas de hormigón. Investigamos en el mundo del vino para conseguir nuevas elaboraciones”.

HOTELERÍA

“En un horizonte de 3 años, nos gustaría dar el paso a la hotelería. Asociar al mundo de las bodegas el enoturismo. Que ya hacemos en Vía Romana (en este momento no, por la circunstancia del Covid). Aquí, en Vía Romana, nos visitan en torno a 5.000 personas al año. Es una fortuna estar en la Ribeira Sacra y en el Camino de Invierno. Una zona que aspira a ser Patrimonio de la Humanidad que ojalá este año lo consigamos…”.

ViniGalicia cree mucho en el enoturismo. “Creemos en que es una gran promoción y que la gente que visita las bodegas son futuros prescriptores”.

Además de consolidar el proyecto enoturístico de las tres bodegas, cada una en su momento…Vía Romana ya está. Terriña, si todo va bien, empezará el año que viene. Y a Vía Atlántica, el nombre que tenemos para la bodega de Rías Baixas, le puede llevar unos 2 años. Así consolidaremos el enoturismo y conseguiremos que las tres tengan infraestructura con pequeños hoteles con encanto. En el caso de Terriña ya tiene 6 habitaciones que este año terminaremos. En la Ribeira Sacra, tenemos una casa a orillas del río Miño, un poco más grande, y la convertiremos en un hotelito. En Rías Baixas, tenemos una casa asociada a la bodega donde también abriremos hotel”.

Y añade plazos. “Esto nos gustaría en un medio plazo de 3 a 5 años para desarrollar este potencial enoturístico que tiene Galicia y asociarlo a las bodegas. Todos los visitantes preguntan dónde dormir…y exclaman: Es que estos paisajes son tan bonitos. No es el momento ahora porque las circunstancias son muy complejas, pero si que lo tenemos en nuestro plan estratégico 23-25, crear esa nueva infraestructura que sería la hotelería con encanto asociada a nuestra bodegas”.

Juan Luis Méndez, como empresario, puede compartir su experiencia con nuestros lectores empresarios de Diario Luso-Galaico. Recuerda dos cosas básicas, en estos tiempos de pandemia: “Cuidar el equipo humano que es el mayor valor que tenemos las empresas. Si no cuidamos en estos momentos tan difíciles a nuestra gente, no podremos pedirles después”.

Y recuerda una frase que ha leído recientemente: ‘Quien siembra en crisis, recoge después’. Yo creo que el empresario debe sembrar en estos momentos. Hemos de ser solidarios con nuestros clientes, con nuestro equipo humano. Repito, yo soy muy afortunado con el equipo que tengo.

Segundo consejo: “Saber que el mercado es el mundo. No pensar en pequeño. Si nos agobiamos, ahogamos y no nos movemos…de casa –ahora ciertamente hemos de quedar en ella-, pero tenemos que recurrir a los medios digitales…El mundo es muy grande y el producto gallego…”.

PORTUGAL

“Yo admiro mucho lo que se está haciendo en Portugal a nivel empresarial. Creo que tenemos que mirar muchísimo a Portugal. Tengo grandes amigos invirtiendo en Portugal y están contentos de cómo se están esforzando…La capacidad de trabajo y de sacrificio que desarrollaron para sacar de la crisis a Portugal…Es un buen ejemplo que deben tener presente los empresarios gallegos. Y, entre todos, ayudarnos para salir de esta”.

 

Print Friendly, PDF & Email
Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
1